Un post para ELLA: “2 meses”

Tengo ya casi más de 10 meses sin escribir aquí, aunque desde hace un poco más de 2 meses que deseo volverlo hacer. Hace dos meses, formalmente mi vida ha dado un cambio totalmente diferente a lo que me habría imaginado. Mi deseo, mi fantasía, mi mayor ilusión… Tú, mejor conocida como ELLA, te hiciste realidad. Hace dos meses te convertiste formalmente en mi ELLA de carne y hueso, llena de sangre, sentimientos, pasión, sonrisas y mucha sabiduría para brindarme.

TÚ, la que hace mucho tiempo eras solo un personaje ficticio en una novela escrita en forma de este humilde blog, ahora eres una realidad y estás a mi lado. Desde hace dos meses eres completamente mía, en cuerpo y alma, en sangre y espíritu, en fantasía y realidad. Desde hace dos meses eres la causante de la mayoría de mis alegrías, mi
estímulo para seguir adelante, mi más grande apoyo, mi más sincera consejera, mi más humilde oyente, mi más grande sueño hecho realidad, MI NOVIA.

Hoy, 20 de Junio del año 2012, cumplimos 2 meses desde ese momento en el que te pedí ser mi novia, cosa que aceptaste con mucha ilusión. Hoy, día en el que no podemos compartir esta fecha por cirscuntancias mayores que se nos escapan de nuestras manos. Hoy, hoy es el día… Hoy es el día en el que celebramos nuestra unión en una relación que traspasa cualquier significado que pueda escribir, relación culpable
de hacerme sentir gratamente feliz y afortunado de contar con una persona tan noble, inteligente y hermosa como tú a mi lado. Hoy es el día donde esta sumatoria sigue dando grandes resultados:

2 meses + 2 personas = ¡Una gran relacion!

…ELLA eres , y por eso y mucho más te quiero con todo mi ser. ♥

Casi que es una más de “LAS BARBI$”

Desde hace un tiempo por acá vengo pendiente “LAS BARBI$”, una serie venezolana que todavía no se ha estrenado como tal pero desde su twitter, su facebook y su canal en YouTube tienen a la expectativa de la misma con la puesta en escena de algunos teasers y diferentes materiales gráficos en los que están dando a conocer más o menos a sus personajes principales y la trama con la que se llevará todo ello.

La cosa supuestamente va de que a unas chamas le han hecho un gran daño y ahora violarán cualquier ley para vengarse y tal, un poco loca la cosa pero al ver los teasers uno se da cuenta que producción de esta serie se las trae y que al final será un material con mucha calidad y muy bueno.

Es tanto así que ELLA y yo les seguimos la pista desde hace un buen rato y hasta me bromea que podría ser una de esas chicas, que ELLA podría llevar uno de esos personajes a la realidad si le llega a pasar algo así a una amiga y tal… Un poco friki de su parte pensar así, pero igual le creo. ELLA tiene ese “no se qué” que se les ve a las protagonistas de dicha serie. Eso de ser bellas pero peligrosas, eso de parecer ingenuas pero ser mucho más que ello. Si, ELLA también hasta tiene eso de ser seductora para ayudarse a lograr sus objetivos como por ejemplo, yo, además de poseer ese síndrome de falta de atención que es mezclado con un muy elevado coeficiente intelectual al que a veces la hace pasar inadvertida pero también la hace ser muy interesante.

Si, quizás es por eso que ando tan pendiente de esa serie a pesar de que ni siquiera se haya estrenado, pero igual les recomiendo que ustedes pasen por www.lasbarbis.com y hagan lo mismo porque se le nota que vienen con todo…

…y cuidado, porque ELLA casi que es una más de “LAS BARBI$”.

¡Buenos días, amor!

Amanece un nuevo día y me despierto con una grandísima noticia, presentada de una manera super divertida y original. Si, hoy para mí no ha sido un amanecer cualquiera. Hoy la cosa ha sido más que un buen amanecer con un “buenos días”, hoy recibí el amanecer con unos ¡Buenos días, amor! entonados por una voz que me llena de alegría, una voz muy tierna pero con su toque de picardía, una voz emocionada pero queriendo aparentar un estado de tranquilidad y normalidad… Una voz, su voz.

Es así, ya Ella llegó de su tour familiar por venezuela y no lo pudo evitar, tuvo que presentarse personalmente a mi casa para darme la tan ansiada noticia de su regreso a mis dominios, digo, a estas tierras. Lo mejor de todo, es que no solo le bastó con venir a darme la noticia sino que se tomó el atrevimiento de venir a primera hora de la mañana (sabiendo que yo de seguro estaría más que dormido) para decirle a mi mamá que la dejara pasar para hacerme el desayuno y llevármelo a la cama… ¿Malo? ¡Malo no es!.

El toque más loco de todo esto es que a Ella no le basta con darme toda esa sorpresa, sino que antes se puso a hacerme el desayuno con mi mamá e hizo que todo este tuviera forma de corazón.

Si, ajá… El pan en forma de corazón, los huevos y así, todo. Hasta compró una taza de café con un dibujo de un corazón y la trajo para llenarla de Café con Leche y junto a mi super desayuno decirme:

“¡Buenos días, amor!”.

 

 

…Ahora si que no tengo dudas, hoy será hoy es un gran día.

El cielo es el límite

No se si ya les dije por twitter o por facebook pero tengo unos días que no la veo a Ella y no, no es que volvimos a pelear, sino que está haciendo casi que un tour por Venezuela con sus padres aprovechando estas vacaciones para visitar a toda su familia y eso. No tengo ni la menor idea de cuales estados van a visitar y cuanto tiempo durarán en ello, en realidad, ni Ella misma sabe. Solo me va comentando por BBM lo que se va enterando, lo que está haciendo y así… pero ¿saben qué? la extraño y mucho.

Es que hace poco que reanudamos nuestra relación y prácticamente yo me sentía como nuevo en esto, como muchachito con juguete nuevo, como un adolescente con su primer carro o algo así, muy “fiebúo”. Es dificil que poco después de eso, tengamos que separarnos por algunos días y solo podamos saber uno del otro por llamadas y BBM y otras cosas de esas.

Todos estos días la he pensado, hago cualquier cosa y la recuerdo. Si, estoy enviciado de Ella y se me hace muy malo estar mucho tiempo sin poder verla. Ella me hace sentir mejor, estar a su lado me hace sentir en las nubes como si volara. Es mi enfermedad y mi cura, mi droga y mi medicina. Su voz, su sonrisa, su olor, sus caricias, sus besos, la extraño a toda Ella. No puedo negarlo, estoy muy enamorado de Ella y su ausencia me afecta.

Hoy, me puse a escuchar la música que tengo en mi pc que le gusta y las canciones que le he dedicado. Las últimas no son muchas, pero si son muy especiales. Hoy me he quedado con una que le dediqué en los primeros meses cuando estábamos saliendo, se llama The sky’s the Limit y la canta Jason DeRülo. En realidad, no es la gran cosa… pero aparte de gustanos mucho a los dos, me recuerda las primera salidas entre Ella y yo, y todo eso que estaba sintiendo en ese tiempo cuando estaba a su lado. Momentos impactantes, emocionantes e inolvidables, momentos que me inspiraron hoy a compartir esa canción con ustedes en nombre de Ella…

…espero que les guste.

Nota para Ella: Ya sabes, contigo el cielo es el límite.

Una cama igual pero diferente

Hay un pana que me decía siempre que las noches siempre son iguales, lo que cambia es uno en la forma de vivirlas y disfrutarlas. Y bueno, si es así… Hoy me dio por cambiarla, por hacer algo nuevo y diferente, solo para Ella.

Entre conversaciones por BBM entro nosotros y eso, la invité a pasar una tarde/noche conmigo en mi casa. Algo así tipo tranquilo, que si una botella de vino, dos copas, algo de comer y mucho de que conversar. Una tarde/noche tranquila entre Ella y yo… Algo que al final aceptó.

Hace rato largo que llego a mi casa, hace no tanto que destapamos la botella de vino y comenzamos a tomar mientras conversábamos en la sala de estar. Risas, besos, tragos y algo de comer, así iba nuestra tarde hasta que se puso la noche y pensé que era mejor que se quedara antes de que se fuera tan tarde y sola, algo que también aceptó.

Seguimos con nuestras copas, nuestras risas, nuestros abrazos y uno que otro beso, de esos que empiezan en tono de cariñito y terminan llenos de picardía y sensualidad. De esos besos que empiezan queriendo ser cortos y terminan siendo más extendidos de lo previsto. Besos de esos que hacen fluir emociones, pasiones y sentimientos de los que uno se deja llevar para ir al cuarto en busca de un poco más de privacidad.

Así es como la noche tomó un toque de excentricidad al ella darse cuenta que mi cama estaba llena de pétalos de rosas y que en una esquina de la misma estaba dibujado con ellas un corazón, el cuál fue lo primero que le señalé…

lo primero que vió, que le impresionó y que le dio rienda suelta a esta noche donde nos dejaríamos llevar en una cama igual pero diferente, donde ya Ella había estado pero que ya la esperaba con un nuevo aire, una nueva vibra mucho mejor y más intensa. Una sensación que hizo del sexo algo mucho más de lo normal, alguna conexión extra que nos hace sentir diferente en el mismo lugar. Una química que nos tiene ahora a Ella acostada con su cabeza sobre mi pecho y su vista puesta todavía en ese corazón de rosas que está en una esquina de la cama. Cosa que raramente todavía sigue intacto.

No se que piensa cuando lo ve, tampoco se lo preguntaré… Solo se que le gustó porque me lo acaba de hacer saber indirectamente con esta noche, en una noche donde en una cama igual pero diferente, donde he pasado uno de los mejores momentos junto a Ella…

…y pensar que todavía la noche es joven.

Ya nada es igual

Siempre dicen por ahí que una relación de pareja después de una reconciliación nunca va a ser igual a como eran antes, hasta mis amigos me dicen que ya no será lo mismo, que todo ahora es diferente y ¿saben qué? Apenas llevamos un día reconciliados y ya Ella y yo nos estamos dando cuenta que es verdad, ya nada es igual entre nosotros dos.

Si, es que anoche fuimos a una “disco” pa’ celebrar nuestra reconciliación y con el paso del tiempo dentro del local me pude dar cuenta de que muchas cosas han cambiado, ahora entramos agarrados de manos al local, ahora nos presentamos a nuestras amistades como novios y hasta secretamente nos pedimos permiso cada vez que uno va a bailar con otra persona.

Es que es verdad, ya las cosas han cambiado y por eso ahora siento mejor sus besos. Ya llegamos al punto de que jugamos con nuestras miradas pícaras cuando estamos bailando juntos y hasta cuando bailamos con parejas distintas. Ahora hay más feeling y tal, siento que hasta hay más confianza. Ahora tomamos relajadamente para divertirnos y estamos pendientes uno del otro.

Gracias a nustra reconciliación, nuestra relación es diferente en estos momentos. Ahora después de salir de la “disco” vamos a comer arepas en algún puesto de comida clandestina, ahora Ella hasta se preocupa por mi finanzas y hasta me brindó el jugo. Si, la cosa es tan diferente que confieso haber sentido hasta mejor el sexo con Ella en mi casa al llegar, hay más pasión, más soltura, más emoción y hasta más diversión.

Es más, a esta hora todavía seguimos juntos en mi cama, semi-arropados y abrazándonos.

Sin preocuparnos por nada ni nadie, solo disfrutando del momento y de nuestra propia compañía. ¿Quieren que le confiese otra cosa? Es tan diferente la cosa entre nosotros, que ahora hasta me roba gran parte de la sábana y yo no me quejo, aunque igual Ella intenta abrazarme pa’ que no me abrigue con una sábana, sino con su cuerpo.

¿Ven? Ya nada es igual, ahora todo es mucho mejor.

Publicado con WordPress para BlackBerry.

El tiempo ya dictó su sentencia…

Todos estos días que he pasado sin Ella me he sentido como un preso, pero como uno de esos que van presos siendo inocentes y que duran meses y meses esperando tan siquiera un juicio para poder demostrar su inocencia y luchar por su libertad. Un preso que en sus días no hace más que recordar los buenos momentos en el pasado, reflexionar por consecuencia de su presente y hasta soñar un poco sobre lo que pasará en su futuro. Un preso que sabe de su inocencia y vive es contando los días para que llegue su juicio y poder ser libre… Un preso al que hoy le llegó una buena noticia, un preso al que soy se le dio su juicio y ya conoce su sentencia.

La cosa es que hoy, después de ya un buen rato en el que Ella y yo nos habíamos dado un ¿tiempo?, volvimos a sentarnos a hablar. a sentarnos en un café a desayunar, a hablar y a dejar todo en claro. Por mi parte, sin esperar a que Ella tomara la palabra, fui directo al grano y expresé todo eso que pensé en este tiempo sin su compañía, todo ese sentimiento en forma de desahogo.

Hoy, sin esperar de Ella ni una sola palabra, confesé a sus ojos lo mucho que extraño perderme en ellos. Le confesé a sus mano lo mucho que mis dedos extrañan abrazarse con los suyos mientras pasean por las calles. Hoy con mi boca le confesé a sus labios lo solitarios que se sienten los míos al no compartir más momentos íntimos con ellos. Le confesé hoy a su cuerpo lo mucho que mi cuerpo extraña su calor, sus latidos chocando con los míos, aroma mezclándose con mi sudor al momentos de volvernos uno solo, al momento de traspasar fronteras y llegar juntos a esa tierra prometida donde tanto nos gusta estar. En fin, hoy le confesé ciegamente a Ella que ya no la quiero, que la amo y que la extraño más que a nadie en este mundo. Que me volví algo adicto a su ser y que sin Ella me siento como un Blackberry o un Android sin Internet, funcional pero incompleto.

Ahí fue el momento en donde no se aguantó y me interrumpió, con sus ojos aguados, entrediciéndome que Ella se sentía igual. Que por más orgullo, por más terquedad y por más todo, aceptó que este tiempo que pasó sin mí ha sido algo muy desagradable. Que no paró de pensar en mí, de soñar conmigo, de anhelarme y que todos los días se moría de las ganas por llamarme y gritarme decirme que me ama.

Es por eso que hoy, informo oficialmente que Ella y yo volvimos. Que ya no solo somos una pareja, somos novios y nos confesamos empalagosamente que sentimos amor el uno por el otro…

…es por eso que ahora andamos de nuevo en la calle juntos, felices y agarrados de la mano demostrándole al mundo que volvemos estar juntos y aprendiendo que el tiempo puede dar muy pero muy buenos resultados.

No se si alguién todavía revise y lea esto por acá, pero estoy tan emocionado que no pude evitar compartir esta noticia con ustedes que siempre se tomaban un tanto de su tiempo pa’ leer este blog. ¡Saludos!

Ok, estoy enamorado.

¿Tiempo?

Como ya se han dado cuenta, tengo bastante rato sin escribir por acá. Han pasado muchas cosas últimamente entre Ella y yo, cosas muy buenas y otras que no lo son, aunque hay quién se empeña en hacerme pensar lo contrario. La relación entre nosotros ha estado algo extraña, un tanto diferente y quizás hasta aburrida y rutinaria… Es por eso que ha sucedido lo que yo no quería que sucediera nunca, hemos comenzado a dudar de nuestra relación. Bueno, un poco más Ella que yo pero igual la cosa hasta cierto punto es mutua.

Hoy, hoy amanece y es el primer día que pasa oficialmente desde que Ella me habló y decidió que era momento de “darnos un tiempo” para definir mejor nuestro sentimientos y ver su así mejora la cosa. Algo que ni siquiera me dio la oportunidad de pensarlo o de opinar, una decisión autoritaria de Ella a la cual yo tengo que aceptar. Es más, casi que era eso o terminar.

Hoy es el día en el que el amanecer me ha recordado lo mal que se siente despertar y no verla a mi lado, lo mal que es no poder escribirle un mensaje de buenos días o lo mal de ni siquiera poder invitarla a desayunar juntos. Es así, supuestamente debemos alejarnos “un poco” para pensar bien las cosas y ver si al final es el tiempo quién nos vuelve a unir, aunque saben qué… ¡Yo no creo en eso de darse un tiempo!

Pienso que ya todo llegó a su fin, porque aunque eso no fue lo que Ella me dijo con su voz, me lo dijeron sus ojos. Me dijeron que todo en la vida es un ciclo, y que éste ciclo llegó a su fin. Me dijeron que no le creyera mucho a sus palabras, aunque Ella dijera todo lo contrario. Sus ojos me dijeron que si la esperanza es lo último que se pierde, Ella ya la perdió… Y yo ya la perdí a Ella.

Ahora no se qué hacer, no se qué decir, no se ni qué escribir. Ahora solo se llorar, aunque no sirva de mucho. Ahora no se ni qué hacer con éste Blog. Si esto era para Ella, y Ella ya casi que no está… ¿Entonces ahora de qué servirá esto? ¿De qué me tocará escribir?

Es más, pienso y pienso, y no dejo de preguntarme: ¿será que en verdad esto es el fin de Ella y del blog? ¿Será que volveremos? ¿Será que llegará algún día otra “Ella” a mi vida? ¿Será que podré llegar a escribir de esa otra “Ella”?

Preguntas, dudas y demás, eso es lo que queda ahora en mi cabeza, en este blog y en mi corazón…

…Aunque confieso que solo ha pasado un día y ya la extraño.

Publicado con WordPress para BlackBerry.

Piernas + Noche fría = ¿?

¿Sabes? Uno poco a poco va aprendiendo en va vida con las experiencias que uno tiene y eso. Uno va aprendiendo a valorar las cosas, los momentos, los sentimientos y así, uno se da cuenta más fácil cuando es algo bien lo que uno está viviendo para poderlo disfrutar al máximo. Hoy es de esos días, o mejor dicho, noches.

Dicen que la noche es solitaria, callada y fría, pero yo digo que no hay nada mejor que disfrutarla en compañía de una persona fina que te haga sentir bien. Estando así, junto a esa persona, uno puede convertir esa noche solitaria, callada y fría en una noche totalmente espectacular e inolvidable. Si en el día se pueden hacer muchas cosas, en la noche también, y hasta más… Aparte que tiene un “plus”, la noche siempre te brinda algo de privacidad, cosa que nunca está de más y hay que aprender a aprovecharla.

Es así como esta noche estamos aquí, Ella y yo, acostados en mi cama, sin mucha ropa, con varias sábanas, algunas almohadas y mucho frío. Así es como el sueño nos atrapó en sus redes y nos hizo caer rendidos en él. Nos hizo olvidarnos de todo lo que podíamos hacer en una fría noche como ésta y nos dejamos llevar por el sueño… Estando ahí en la cama, juntos, con muy poca ropa, envueltos en sábanas blancas y literalmente “empiernados”. Así pasamos la noche, refugiándonos en el calor del otro, deleitándome de sus respiraciones mientras Ella solo escuchaba mis latidos al dormir en posar su cabeza en mi pecho.

Ahora que es casi de día, Ella sigue dormida pero yo no. Ahora solo estoy acostado disfrutando de ver como sus pies dormidos juegan con los míos, como mis latidos son como música para sus oído y como se ve de bella al dormir. Pasar “empiernados” en una noche fría es bien, pero aprender a ver los detalles más allá de eso es aún mejor.

Piernas + Noche fría = ¡Buenos días!

El mes de amor (nos) llegó

Ella era una chama que no sabía lo que era amar, nunca lo había vivido y siempre cuando le hablaban sobre ello, respondía con que no sabía lo que eso era pero que debía ser algo maravilloso. Si, maravilloso así como en las películas y libros que le gustaban tanto ver a solas en su cuarto a medianoche y que pocos, muy pocos sabían que lo hacía. Ella creía en el amor, solo que no lo había vivido y no sabia con seguridad como se sentía eso. Mucho me ha dicho que soñaba siempre con el amor verdadero y todas esas cosas en las que suele pensar una chica joven al llegar este mes y que no conocer el amor personalmente.

Dicen que Febrero es “el mes del amor”, dicen que el 14 de este mes fue el “Día del amor y la amistad”. En verdad, dicen muchas cosas pero Ella no creía tanto en eso. Solo creía en el amor de verdad, ese que no tiene horario ni fecha en el calendario. Ese que fluye todos los días del año y no tiene un día para celebrarlo porque es digno de celebrarlo todos los días. Si, así piensa Ella aunque este 14 de Febrero que pasó todo cambió un poco…

…fue este 14 de Febrero el primer “Día de los Enamorados” que la pasa conmigo, y así porque ese mismo día tuvimos una cita en donde fuimos al Parque Del Este y le preparé un picnic en medio del mismo. Un manta, unos sándwiches, refresco, algunos cupcakes y unos pequeños arreglos florares que improvisé a última hora pero se que veían bien fino. Así fue como empezó nuestra cita, con su sorpresa al que llegáramos al parque y que yo ya tuviese todo listo esperando por nosotros. Así fue como se emocionó tanto y me dio muchos besos. Nos sentamos en un árbol que tiene como una rama con forma extraña que lo hace perfecto para sentarse y hablar. Conversamos sobre cosas del día a día, sobre nosotros, sobre lo mucho que ha avanzado nuestra relación en tan poco tiempo y sobre todo lo bueno y lo malo por lo que hemos pasado juntos. Nuestras peleas, nuestras citas locas, nuestras sesiones de sexo inolvidable, nuestras noches de solo dormir y todas esas cosas que han hecho tan fina nuestra relación y que nos tiene tan enviciados uno con el otro.

Después nos sentamos en la manta sobre la grama y comenzamos a comer un poco de todo lo que yo había llevado para complacerla en ese día. Comíamos los sándwiches y tomábamos refresco mientras seguíamos conversando recordando “viejos tiempos” entre nosotros. El cómo nos conocimos, el primer beso que nos dimos, la primera sesión de sexo que tuvimos y hasta los primeros orgasmos que tuvimos juntos. Recordando, comiendo y riéndonos mucho, así iba el día hasta que la sorprendí con algo que no se esperaba.

¿Se recuerdan le da canción que le dediqué a Ella hace unos días? …bueno, busqué una guitarra de un amigo que tenía escondida detrás del árbol, me senté en un banquillo que había traído y comencé a intentar tocar “Just the way you are” de Bruno Mars con la guitarra mientras se la cantaba con mucha pasión mientras la miraba a los ojos. Confieso que de cantar no se mucho y de tocar guitarra mucho menos, un pana medio me enseñó las notas y ese día me armé de valor e intenté hacerle una pequeña serenata con esa canción. La toqué, se la canté, hice el ridículo delante de ese poco de gente que pasaba y nos miraba pero igual le gustó, y eso era lo que quería. Igual estaba sorprendida y fascinada, igual intentó cantarla conmigo mientras la risa la dejaba. Me ayudó un poco con los coros, con las melodías y hasta una mini coreografía le hacía con sus manos. Al terminar la canción nos reímos bastante al ver como todo el mundo se había quedado parado frente a nosotros, viéndonos y unos hasta coreando la canción. Hasta a la gente le había gustado, aunque les aseguro que no me salió tan bien como creen.

Entre risas y abrazos, ella me dio un beso de esos que solo se ven en las películas. Un beso grande, profundo, sensual y muy apasionado. Un beso algo inesperado para el momento, lo confieso. Un beso que vino seguido de un suave pero bien pronunciado “Te quiero” por parte de Ella, y un “Yo te quiero aún más” pronunciado por mí con una voz un tanto más intensa, seguido de una sonrisa y de unos ojos muy estúpidos parpadeantes. Así fue como dejamos la guitarra a un lado y simplemente nos acostamos en la manta, abrazados y mirándonos uno al otro. Conversando en voz baja, dándonos unos besos, jugando a chocas nuestras narices y riéndonos mientras lo hacíamos. Parecíamos los propios tontos, lo sé, pero en ese momento eramos los tonto más felices del mundo. Tanto así que sin pensarlo, así de repente, me dio por pedirle a Ella que fuera mi novia, sabiendo en cuenta que teníamos a toda la naturaleza como testigo de todo eso que estábamos sintiendo y que ya venimos sintiendo desde hace rato largo. Ella simplemente me vio a los ojos, dejo salir una pequeña sonrisa y un muy seguro “SI, acepto ser tu novia“. Confieso que en ese momento mi felicidad fue demasiado gigante, tanto que le respondí con un beso y un susurrado “Te quiero mucho“. Así mismo, ella me respondió con otro beso y utro susurrado “yo también te quiero mucho, novio“. Ahora si que ya Ella no va a ver igual el 14 de Febrero, ahora si que es especial…

…ahora somos novios, nos queremos y estoy demasiado feliz por eso. Tanto así que esto parece un espejismo y no verdad.